Hitler se apropio de "Rienzi", el "éxito" de Wagner.


El gran Richard Wagner empezó a componer con 24 años "Rienzi", la ópera y aunque fue su mayor éxito, el alemán renegó de ella por su aire de "gran opera", justo lo que parecía entusiasmar a Hitler, que llegó a apropiarse de la partitura.

Adolf Hitler (1889-1945) la escuchó con entusiasmo a los 17 años, 69años después de que Wagner empezara a componerla, la utilizó para la inauguración en 1939 del Congreso del Partido Nazi (NSdAP), en Nuremberg, y se adueñó de la partitura, que pasó a formar parte de su colección privada y que desapareció durante el bombardeo de Berlín.


"Rienzi", tercera ópera compuesta por Wagner -tras "Las hadas", que él no vio representada, y "La prohibición de amar", que se retiró nada más estrenarse-, vio finalmente la luz en Dresde en 1842, con libreto del propio compositor, que se inspiró en "Rienzi, the Last of the Roman Tribunes" de Edward George Bulwer-Lytton.


Wagner, que para entonces ya había terminado "Der fliegende Holländer" ("El holandés errante") e iniciado la composición de "Tannhäuser", no tardó mucho en renegar de ella porque la había compuesto según los cánones de la "gran opera" francesa imperante, es decir, con la liturgia completa de arias, concertantes, ballet y números corales de una gran espectacularidad y complejidad escénica.


Es la única ópera en la que el alemán se inspira en un hecho histórico, el del ascenso y caída del tribuno Cola di Rienzi, héroe populista que se propuso en 1347 instaurar en Roma una república siguiendo el modelo de la Antigüedad, lideró una insurrección popular, hubo de abdicar y huir al exilio y siete años después regresó a Roma, donde fue asesinado.


El original dura casi seis horas, pero en su versión en concierto, que es interpretada normalmente por 13 solistas, cerca de 100 cantantes , más los 122 músicos , se han acortado a tres horas y cuarto porque no se incluye la media hora larga del ballet ni las repeticiones normalmente.


El argentino Daniel Barenboim, una de las figuras judías más destacadas de la música clásica en Alemania y director musical de Staatsoper Berlin (la Ópera Estatal de Berlín), ha escrito que Wagner difícilmente pueda ser considerado "responsable del uso y abuso que Hitler hizo de su música y su visión del mundo".

El argentino Daniel Barenboim ha escrito que Wagner difícilmente pueda ser considerado "responsable del uso y abuso que Hitler hizo de su música y su visión del mundo".

4 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo