top of page

Vietnam: Llegó el “Día del Año Nuevo” al país asiático

Este sábado 10 de febrero el pueblo vietnamieta celebra el Tet o Año nuevo Lunar.



Cada año con la primera Luna Nueva, en la mitad del período que separa el solsticio de invierno del equinoccio de primavera que ocurre casi siempre entre el 21 de enero y el 20 de febrero. El pueblo vietnamieta celebra el Tet, una festividad llena de tradición, color y valores culturales que la convierten en el festival más importante del año.


Cada año, el Tet se celebra en los primeros días del primer mes lunar en todo Vietnam y en otros países donde viven los vietnamitas. Durante el festival, los miembros de la familia se reúnen, visitan a parientes, dan buenos deseos y dinero de la suerte a otros, y veneran a los antepasados.


Para los vietnamitas, el Tet o Año Nuevo Lunar es sagrado, por eso muchos lo esperan con cariño, especialmente aquellos que trabajan lejos de casa y desean regresar para pasar tiempo con sus familias y disfrutar de la alegría de los reencuentros. ‌


Así, a pesar del paso del tiempo, las costumbres tradicionales de celebrar el Tet del pueblo vietnamita aún conservan características culturales propias, imbuidas de identidad nacional. Las festividades pueden durar de tres días a toda la semana.


Dependiendo de cada región o según diferentes creencias, religiones y costumbres, el Tet tradicional en cada localidad tiene características diferentes. Sin embargo, las costumbres por lo general se dividen en tres períodos, que incluyen: los días previos al año nuevo, la víspera del año nuevo y los primeros días del año nuevo.


Las actividades destacadas de la festividad incluyen el culto dedicado a “Ong Cong” y “Ong Tao” (Genio de la tierra y dioses de la cocina respectivamente), la preparación de banh chung (pastel cuadrado de arroz glutinoso) y banh tet (pastel cilíndrico de arroz pegajoso).

Además, los vietnamitas celebran el Tet con actividades alegres y saludables como la lucha libre, el lanzamiento de pelotas de tela, el columpio, las carreras de botes, las peleas de búfalos y las carreras de caballos.


El momento más sagrado es la víspera del Año Nuevo, cuando los miembros de la familia se reúnen para darle la bienvenida al año nuevo, hablar sobre las ganancias y pérdidas del año pasado y discutir cómo hacer negocios para mejorar el año próximo. Además, está la tradición del “Xong Dat”, la cual significa que el primer visitante que entra a la casa en el inicio del Año Nuevo será el que trae la buena o mala suerte a la familia.


La costumbre de entregar deseos y celebrar el inicio de año existe desde hace mucho tiempo. En la mañana del primer día del nuevo año, los miembros de la familia visten ropa nueva y se reúnen para entregar los mejores deseos y dinero de la suerte a los demás.

Refiriéndose al Tet, es imposible no mencionar otras actividades que se llevan a cabo alrededor de esa mayor fiesta tradicional del pueblo, como juegos folclóricos, mercados del Tet y mercados de flores.


Además, los vietnamitas acostumbran visitar lugares pintorescos, templos y pagodas durante la ocasión. Los festivales asociados con famosos templos sagrados y pagodas atraen la participación de un gran número de budistas y visitantes de todo el país que vienen a orar por la paz y la prosperidad en el nuevo año.


El Tet tiene muchos significados especiales con hermosas costumbres que representan las tradiciones culturales de la civilización, las cuales deben ser preservadas y promovidas por las generaciones futuras, especialmente durante el proceso de integración internacional, porque constituyen el alma y la identidad única del pueblo vietnamita.


0 visualizaciones0 comentarios
bottom of page